Paraná y Gualeguaychú estarán en fase 3 de aislamiento por 15 días

Compartí esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email


Conocido el decreto presidencial de necesidad y urgencia Nº 714/20 , el área metropolitana de Paraná (Capital, San Benito, Colonia Avellaneda y Oro Verde) y la ciudad de Gualeguaychú, son declaradas en aislamiento social, preventivo y obligatorio en fase 3  hasta el 13 de septiembre inclusive.

La medida fue dispuesta por el gobierno nacional con la recomendación de las autoridades de salud. La decisión se funda en la necesidad de oxigenar el sistema de salud para favorecer la reorganización de la red de servicios frente a la pandemia. A pesar de haber duplicado la capacidad operativa en términos de camas para pacientes leves, moderados y graves, desde el inicio de la emergencia, el brote en estas ciudades la puso en riesgo sanitario.

De mantenerse la tendencia en el número de contagios, la capacidad operativa para la internación de pacientes Covid se verá superada en los próximos días, por lo que se deberá aplanar la curva exponencial de contagios que se registran en ambas ciudades. Para ello es imprescindible disminuir la circulación de personas.

De esta manera, Entre Ríos integra junto a Buenos Aires, Jujuy, La Rioja, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Cruz, Santiago del Estero y Tierra del Fuego, el grupo de provincias con ciudades con circulación comunitaria sostenida que deben reingresar a al aislamiento obligatorio. El “comportamiento de la epidemia en el país actualmente se focaliza más en el aumento de casos en el interior del país”, asegura la norma.

En función de la definición del gobierno nacional, junto a los municipios, el gobierno provincial acordó habilitar bajo estricto protocolo sanitario (además de los servicios esenciales definidos en la norma) el comercio minorista, obras de construcción privadas y públicas, la actividad industrial,  servicios profesionales liberales, colegios profesionales y cajas forenses, y oficios, entidades bancarias. Mientras que bares y restaurantes funcionarán en este período con modalidad delivery y take away.

Entre las múltiples causas de la propagación del virus en nuestro país, el decreto presidencial sostiene que “un número importante y creciente de brotes se origina a partir de la transmisión en eventos sociales”, en los que “la interacción entre las personas suele ser más prolongada y con mayor cercanía física”. Razón por la cual tampoco se podrán realizar en ambas ciudades reuniones sociales y familiares durante este período.

También el decreto nacional prohíbe:

  1. Dictado de clases presenciales en todos los niveles y todas las modalidades.
  2. Eventos públicos y privados: sociales, culturales, recreativos, deportivos, religiosos y de cualquier otra índole que impliquen la concurrencia de personas.
  3. Centros comerciales, cines, teatros, centros culturales, bibliotecas, museos, restaurantes, bares, gimnasios, clubes y cualquier espacio público o privado que implique la concurrencia de personas.
  4. Servicio Público de Transporte de pasajeros interurbano, interjurisdiccional e internacional, salvo para los casos previstos en el artículo 23.
  5. Turismo.

En ningún caso podrán circular personas que revistan la condición de casos sospechosos o confirmados de Covid-19, quienes deberán cumplir aislamiento obligatorio.

También se insta a los ciudadanos mayores de 60 años y grupos de riesgo a no salir de sus hogares durante este período.

Asimismo, el gobierno provincial, junto a las autoridades municipales de Paraná y Gualeguaychú dispondrán de controles en rutas, accesos y espacios públicos para garantizar el cumplimiento de la normativa vigente.
En tanto, en su artículo Nº 3, el decreto presidencial ratifica la permanencia en la etapa de Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio para el resto de los departamentos y ciudades de la provincia.
 
Argumentación

El decreto da cuenta que “presentan transmisión comunitaria con aumento del número de casos la ciudad Capital y  Gualeguaychú”, y que “el tiempo de duplicación de casos es de 13,4 días, con un sistema de salud que al momento puede dar respuesta pero que empieza a estar en tensión”.

En esa línea, la norma publicada hoy en el Boletín Oficial explica que “el comportamiento de la epidemia en el país actualmente se focaliza más en el aumento de casos en el interior del país, habiéndose observado que, al 23 de mayo, el 93,3 por ciento de los casos nuevos se registraba en la región AMBA, mientras que, al 28 de agosto, este porcentaje disminuyó y representan un 62,7 por ciento de los casos”.

Asimismo, dentro de los considerandos el decreto apunta que Entre Ríos “presenta transmisión comunitaria con aumento del número de casos en la ciudad Capital y en Gualeguaychú”, y que “el tiempo de duplicación de casos es de 13,4 días, con un sistema de salud que al momento puede dar respuesta pero que empieza a estar en tensión”. Además, “la ocupación de camas de Unidades de Terapia Intensiva (UTI) es del 46 por ciento”.

Compartí esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email