Se inauguró una placita construida en un predio donado por vecinos

Fue entronizada una imagen de la Virgen que fue bendecida junto con el lugar. El Presidente Municipal José Luis Walser hizo entrega de un presente al Padre Néstor Toler

El jueves quedó formalmente inaugurada una plaza construida en el predio de Rocamora y Cabo Pereyra de la Ciudad de Colón, que se realizó en un predio donado tiempo atrás por la familia Frossard para construir un tanque de agua para el barrio y para la entronización de una imagen de la Virgen del Carmen en una gruta.

En una ceremonia íntima y sencilla con la presencia de vecinos del barrio, se contó con la presencia del Presidente Municipal José Luis Walser, el Vicepresidente Municipal Ramiro Favre, el Secretario de Desarrollo Comunitario Oscar López y la Coordinadora de Vivienda y Desarrollo Carolina Lema.

La ceremonia fue celebrada por el Cura Párroco Néstor Toler en una de sus últimas participaciones en la Ciudad tras su nombramiento en otro destino. Acompañado por Rodolfo Rapuzzi fueron bendecidos tanto la imagen de la Virgen del Carmen como el predio.

“Era una obra que se había comprometido hace muchos años y nosotros hicimos el compromiso de terminar en el tiempo que pudiéramos, felices de que hoy lo concretamos, representa mucho para la familia y para el barrio, un momento muy emotivo, queda un espacio para que los vecinos se puedan apropiar y disfrutarlo” dijo José Luis Walser.

«El proyecto se inspira en la historia de la Virgen del Carmen, su aparición se remonta al siglo XIII en el Monte Carmelo, en Israel, este sector montañoso tiene una forma triangular y se dice que es un hermoso jardín con gruta de piedra natural. Es así que intentamos recrear un pequeño jardín para la Virgen” comenta al respecto la Coordinadora de Vivienda y Desarrollo, Carolina Lema.

“La coincidencia del lote en forma triangular, y el estar ubicado en terrenos altos dan al cuenta del emplazamiento perfecto para esta advocación. Ojalá que el tiempo vaya cubriendo este espacio de un hermoso jardín y sea un rincón que construya identidad para el barrio” señaló.

Y agregó para finalizar una nota de color: “desde el cielo se puede reconocer en la huella de la plaza la abstracción de la silueta de la virgen con el niño en brazos y el escapulario símbolo de esta advocación”.

Presente al Padre Toler

Luego de la ceremonia se vivió otro momento de gran emoción al ser entregada por parte del Intendente y el Viceintendente al Padre Néstor Toler una imagen de la Parroquia Santos Justo y Pastor pintada por la Concejal Elena Acosta.

Toler dijo estar “cargado de emoción, en estos días he podido rezar mucho y agradecer a Dios porque me ha colmado Colón, y me queda una familia y muchísimos amigos, y lo hermoso de eso es que eso no se borra nunca más y que con el tiempo al contrario, se alimenta y crece”.

Dijo además muy emocionado: “esto que no esperaba realmente el signo del Templo que ha sido como la casa de todos, la Parroquia es la casa de todos, lo que confirma que Dios estuvo haciendo su obra”.

“A mí me tocaron dos cosas lindas, el 31 cuando ya me despedía hacer el cinerario y ese Cristo que quedó ahí en el centro, y ahora esta imagen de María que quede acá, me voy contento porque Jesús y María están viviendo en la Comunidad de Colón y eso es hermoso, gracias”.

José Luis Walser dijo por su parte: “Néstor Toler es una persona que ha marcado a nuestra comunidad sin ninguna duda, es el responsable de haber sembrado la semilla de las esperanza y de la transformación en nuestra comunidad”.

“Nunca se apartó del camino que había elegido junto a Dios, nunca renunció a sus principios y no negoció el camino, nos deja esa enseñanza, y en nombre de la Comunidad de Colón le hicimos un pequeño gesto de obsequiarle una pintura de Elena Acosta” comentó José Luis Walser.